MÁS PREVENCIÓN DE RIESGOS LABORALES = MÁS PRODUCTIVIDAD


Imagen PR-PRODUCTIVIDADAunque en el mundo empresarial es frecuente que no se relacionen estos dos conceptos, lo cierto es que hacer una prevención de riesgos laborales de calidad supone aumentar automáticamente la productividad.

La prevención de riesgos laborales, en el fondo, no persigue otra cosa que el trabajo en las mejores condiciones posibles, y eso está indisolublemente ligado a la mejora productiva. Cuando se promueve el orden y limpieza, la  implantación de procedimientos operativos o instrucciones de trabajo, la mejora de las condiciones ergonómicas de un puesto, etc. se están aplicando medidas de prevención de riesgos laborales, pero, al mismo tiempo, se está mejorando  la  forma de  trabajar y, por consiguiente, el aumento de la productividad y de la calidad del trabajo se constatan de modo automático. No no engañemos, no se trata de producir menos o peor para proteger al trabajador, sino de controlar el proceso productivo para reducir el impacto del mismo en los riesgos a los que expone el trabajador y, a la vez, producir más y mejor

Por otra parte, es indudable  que, cuanto más seguro y saludable sea el entorno de trabajo, menos posibilidades existirán de aparición de factores tan temidos como el absentismo laboral, los accidentes o un descenso continuo en el nivel de calidad o de productividad. A poco que profundicemos nos daremos cuenta de que las causas de los accidentes son las mismas que afectan negativamente a la productividad, a la calidad o a la competitividad.

Por todo ello, la prevención de riesgos laborales debe dejar de ser un objetivo del departamento de prevención, para pasar a ser una consecuencia derivada del fin último de la empresa, que no es otro que aumentar y/o mejorar la productividad y la calidad de lo que produce. Es decir, la empresa debe integrar en sí misma la prevención de riesgos laborales, no porque lo exija la Ley, sino porque es una valiosa herramienta para alcanzar sus objetivos empresariales.

La prevención de riesgos laborales, a través del Plan de  Prevención de la empresa, trata de promocionar o promover la seguridad y salud en el lugar de trabajo, siendo ésta  última “un estado de completo bienestar físico, mental y social, y no solamente la ausencia de afecciones o enfermedades”. Teniendo en cuenta esta definición, toda organización empresarial, a través de su plan de prevención, deberá atender:

  • Los aspectos relacionados el mundo laboral, como son las condiciones de trabajo o la organización del trabajo.
  • Aspectos relacionados con el estilo de vida del trabajador, sus hábitos personales y sus actitudes, ya que estas afectan a su salud y pueden repercutir en su rendimiento laboral.
  • La interacción entre estos dos ámbitos.

El Plan de  Prevención es, desde este punto  de  vista, una herramienta para alcanzar la salud de los trabajadores, pero es evidente, como hemos dicho, que también  es, con la misma fuerza, una herramienta de productividad, y como tal debe contemplarse por  las organizaciones si se le quiere dar el valor que realmente tiene y sacarle todo el partido  posible.

En http://ricardofernandez.blogcanalprofesional.es/la-prevencion-de-riesgos-laborales-un-medio-para-trabajar-mas-y-mejor/ podéis ver una publicación de Ricardo Fernández,  sobre este tema. 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Prevención de Riesgos Laborales, Recursos Humanos. Guarda el enlace permanente.